.
.

.

Nuevo estudio permitirá identificar zonas con agua en Valle del Itata


La iniciativa desarrollada por la Dirección General de Aguas entregará sustento técnico para desarrollar nuevos programas de abastecimiento en zonas rurales.

Con el apoyo del Programa de Zonas de Rezagadas desarrollado por el gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet, la Dirección General de Aguas del Ministerio de Obras Públicas lleva adelante la licitación del estudio que permitirá identificar nuevas zonas con agua subterránea, con la finalidad de así dar espacio a la generación de futuros proyectos de agua potable rural.

Según explicó el seremi de Obras Públicas, René Carvajal, “este estudio, que actualmente se encuentra en proceso de licitación, nos entregará antecedentes técnicos sobre los lugares en los que podremos construir nuevos proyectos de abastecimiento de agua para el consumo humano”.

Agregó “esperamos en diciembre tener los resultados de este estudio, el cual ha sido financiado por el Programa de Zonas Rezagadas,  con una inversión de que bordea los 70 millones de pesos, el cual nos permite priorizar proyectos de este tipo”.

La encargada de este programa en la región del Biobio es Tamara Valenzuela quien señaló que esta esta iniciativa es de alta importancia para el Valle del Itata dada sus condiciones geográficas de secano costero, pues en diferentes ocasiones “hemos conseguido recursos para comenzar la construcción del sistema de agua potable, pero lamentablemente nos quedamos con el pozo, dado que no encontramos los caudales necesarios para desarrollar el proyecto. Es por eso que trabajamos en conjunto con la DGA y la asociación de municipios para así obtener información más clara y perforar en el futuro distintas captaciones y resolver el problema hídrico del sector”.

En tanto, el director regional de Aguas, César Saavedra, manifestó que el estudio de prospección geofísica de los sectores rurales del Valle del Itata afectados por el déficit hídrico “se desarrollará a través de un trabajo en terreno donde los equipos que desarrollaran las prospecciones  identificarán zonas de captación de agua subterránea como fuente de suministro para un proyecto futuro de manera conjunta con los municipios, pues ellos nos han señalado los potenciales lugares donde se podrían desarrollar los sondajes futuros (terrenos fiscales) con lo cual se tendría un problema menos desde el punto de vista de la titularidad de los terrenos que muchas veces es un tema de difícil solución para las comunidades, permitiendo así avanzar en nuevas soluciones para los más de 30 mil habitantes que carecen del vital elemento en esta comunas, viéndose amenazada directamente su calidad de vida por la falta de agua en pozos y punteras”.