.
.

.

Valle del Itata lanza la temporada de verano con exposición de atractivos en Chillán


Acción promocional buscó dar a conocer los atractivos y actividades presentes en la zona a público local.

Actividades interactivas de turismo aventura, una muestra de agroprocesados gourmet, novedades de servicios turísticos y hasta activaciones de gastronomía y coctelería a base de vinos de cepas patrimoniales , fueron parte del lanzamiento oficial de la temporada de verano de Valle del Itata que se realizó en pleno centro de Chillán.

Una jornada marcada por la integración de los atractivos de las nueve comunas que componen el valle y que buscó promocionar a público local parte de la oferta disponible durante estos meses de verano como la participación de productores, artesanos, empresarios turísticos y viñateros.

Para la Directora Regional de Sernatur, Paola Núñez, “esta es una de las primeras actividades del valle como un destino turistico oficial y administrativamente reconocido como tal tras la solicitud de la Mesa Territorial de Turismo del Valle del Itata a la Subsecretaría de Turismo. Un hecho histórico que se visibiliza en las acciones y en la gran oferta que podemos ver y que se relaciona con una amplia gama de atractivos que va desde el turismo rural, el enoturismo, hasta la aventura y el descanso”.

La autoridad de turismo señaló también que gran parte de estas actividades se realizan gracias al programa Zona de Rezago, “un aliado estratégico que nos ha permitido trabajar de manera mucho más profunda y de manera integrada con los diversos actores de la zona”.

Cabe señalar que además de este lanzamiento, en materia de promoción se está trabajando en la marca oficial del destino, un video promocional para la temporada y un plan de acción para el trabajo estratégico del territorio entre otras iniciativas.

Según comentó el Gobernador de Ñuble, Álvaro Migueles, esta iniciativa refleja y complementa muy muy bien el trabajo que ha realizado el gobierno en el territorio y sobre todo en el sector vitivinícola. “Hoy los viñateros del Valle del Itata no están rematando sus uvas. No solo tienen posibilidad de competir y presentar sus productos sino que le agregan valor a través del turismo y están orgullosos de lo que han conseguido”.